Pasos para obtener un préstamo ENISA

Cuando una empresa empieza a valorar el proceso de obtención de un préstamo ENISA se suele encontrar con las siguiente dudas:

¿Qué debo presentar para la financiación pública de ENISA? ¿En qué estado está mi expediente? ¿Cuándo voy a tener el dinero?

Por lo tanto en el momento en que una compañía decide solicitar un préstamo ENISA, uno de los aspectos clave, a fin no sólo de maximizar las garantías de éxito, sino de planificar la estrategia financiera de la empresa, es conocer de forma exhaustiva el proceso.

Para ello, hay que considerarlo no sólo desde el punto de vista del cliente (documentación e información a aportar), sino desde el punto de vista de ENISA (cómo evoluciona el expediente y plazos que manejan).

A continuación, se procede a realizar un breve resumen de dicho proceso, destacando los aspectos críticos de cada estado:

Preparación de la solicitud

La preparación debe dar respuesta a los tres campos generales de evaluación:

Documentación administrativa
Todo expediente debe contener la documentación mínima exigida:

  • Escritura de constitución de la sociedad.
  • DNIs y/o CIFs de los socios particulares y/o empresariales.
  • CIF definitivo de la sociedad.
  • Certificado de situación censal.
  • Acta de titularidad real.
  • Cuentas anuales de los tres años anteriores al año en curso, presentadas en Registro Mercantil.
  • Cuentas anuales actualizadas del año en curso, firmadas por el representante de la sociedad.

Descripción cualitativa
Breve resumen del proyecto empresarial, detallando: modelo de negocio, fase de vida de la sociedad e hitos conseguidos, hacia dónde se dirige, cuál es su mercado objetivo, quién está al frente de la misma (tanto a nivel accionarial, como operativo) y métricas alcanzadas hasta el momento.

Descripción cuantitativa
Detalle del histórico financiero, objetivo de la inversión para la que se solicita el préstamo y proyecciones futuras a cuatro años, teniendo en cuenta su concesión.

Presentación de la solicitud

Para ello será necesario darse de alta en el “Portal del cliente” acondicionado por ENISA – https://portaldelcliente.enisa.es:8443/web/clientes/alta-solicitud  – mediante la introducción de los datos básicos de la empresa solicitante.

El portal será desde ese momento canal de comunicación, a través del cual se recibirán las notificaciones realizadas por ENISA y se aportará información por parte del cliente, así como canal de consulta de estado del expediente.

Admisión

El Departamento de Solicitudes realiza el primer filtro de la solicitud, comprobando que la documentación administrativa presentada está completa y es adecuada.

El plazo que se mantiene la solicitud en admisión, desde su presentación, es de 7 días en caso de una solicitud “limpia” y 30 días máximo, en el caso de una solicitud con incidencias.

Pasado este tiempo, cualquier solicitud que no haya cumplido adecuadamente este trámite pasará a ser abandonada, pudiéndose recuperar en cualquier momento sin que haya ningún tipo de penalización.

Análisis

Sorteado el filtro administrativo, la solicitud es trasladada al departamento de operaciones, en el que el técnico asignado al proyecto, comienza el análisis de la misma.
La evaluación lleva de forma implícita, la solicitud de diversos requerimientos por parte del técnico, a fin complementar lo expuesto en la solicitud y resolver potenciales dudas.

Estos requerimientos se traducen en entrega de información y documentación adicional.

Finalizado el proceso de análisis, el técnico clasifica a la empresa solicitante con un rating y emite un informe, que es presentado al Comité de Inversiones. Dicho comité es quien finalmente decide la aprobación o denegación del préstamo, así como sus posibles condicionantes, cómo puede ser una operación de ampliación de capital, capitalización de reservas, etc.

De manera general, la duración de este proceso se sitúa en los 2-3 meses, siempre y cuando el presupuesto de ENISA se encuentre aprobado y los fondos liberados. Si este hecho se prolonga en el tiempo, la aprobación del préstamo se mantiene en stand by, hasta que esta circunstancia se resuelva.

En este caso, el técnico analista solicitará actualizaciones periódicas del estado del proyecto, tanto a nivel cualitativo, como financiero.

Aprobación del préstamo: cumplimiento de condiciones

Una vez aprobado el préstamo, y en caso, por ejemplo, de que éste se encuentre condicionado a una operación societaria de ampliación de capital, la empresa contará con 60 días para su cumplimiento.

Para justificar su ejecución, será necesario aportar la escritura notarial de la operación, así como el justificante de solicitud de inscripción en Registro Mercantil.

Asesoría Jurídica

Cumplido el condicionante, o en caso de que el préstamo no haya sido condicionado, el expediente es trasladado al Departamento de Asesoría Jurídica. Éste solicitará la última documentación previa a la firma del préstamo:

  • Certificado de estar al corriente de pago con la Seguridad Social.
  • Certificado de estar al corriente de pago con la Agencia Tributaria, a efectos de contratar con el Sector Público.
  • Certificado de composición accionarial.
  • Certificado de titularidad bancaria.
  • Orden de domiciliación bancaria.

El plazo máximo para presentar esta documentación y que sea revisada, es de 60 días.

Firma del préstamo

Finalmente, y tras la propuesta de un abanico de fechas, se fija el día para formalizar el préstamo en la sede de ENISA (en Madrid), para lo cual será necesario presentar, de manera física, parte de la documentación presentada a lo largo del proceso (principalmente escrituras y certificados).

Recepción del dinero

El desembolso del préstamo se realiza de forma inmediata o casi inmediata, encontrándose el dinero disponible en un periodo de 1-3 días, desde la fecha de la firma.

Cómo puede comprobarse tras el detalle del proceso y, en condiciones normales presupuestarias, desde el momento de la solicitud hasta el desembolso, transcurren 3-4 meses.

Sin embargo, este periodo puede prolongarse incluso hasta 12 meses, en condiciones presupuestarias desfavorables.

Por este motivo, es importante considerar ENISA como un complemento inversor de apoyo al proyecto y no como un elemento crítico para su viabilidad. No contar con los recursos de ENISA dentro del cash flow de la empresa hasta tener la certeza de su concesión.

Concedido el préstamo, ¿qué responsabilidades y obligaciones tienen que satisfacer las empresas de cara a ENISA? Pues indudablemente es una buena pregunta y un buen tema para tratar en otro post.

Si quieres que te ayudemos en la presentación de un proyecto a ENISA contacta con nosotros.

Si quieres aprender más sobre las metodologías que están cambiando el mundo de los negocios, cuándo y como aplicarlas, no dudes en apuntarte a nuestra próxima edición de The Power MBA. El primer programa de negocio creado por emprendedores y directivos de éxito para liderar las empresas del mañana. Te ayudamos a alcanzar tus objetivos sin comprometer tu ritmo de vida y tus finanzas.

[button color=”accent-color” hover_text_color_override=”#fff” size=”small” url=”https://thepowermba.com.es/programa-curso-mba/” text=”¿Quieres aprender a financiar tu startup?” color_override=”#3ae7ab”]